El futuro de los Audiómetros ¿Digitalización?

En los últimos años hemos podido ver un auge de la tecnología en la medicina. Pero no ha sido hasta este último año, a raíz de la Covid-19, que se ha evidenciado la necesidad de digitalizar el sector médico para así evitar el colapso sanitario.

Gracias al Internet de las Cosas Médicas (IoMT), dispositivos y aplicaciones médicas se conectan a sistemas de información de atención médica y gestión de pacientes a través de las tecnologías de la información y comunicación (TIC) agilizando y acelerando todo el procedimiento médico.

Tecnología y Audiología

Del mismo modo, en el campo de la audiología, la tecnología aplicada a la medicina ha permitido digitalizar las audiometrías y conseguir dispositivos capaces de obtener resultados de manera óptima para mejorar la eficiencia y productividad del personal sanitario. Estos dispositivos son los audiómetros digitales, que miden y evalúan la capacidad del sistema auditivo del paciente en cada uno de los oídos para determinar si se perciben las audiofrecuencias.

La digitalización de los audiómetros

De entre las múltiples ventajas de digitalizar una audiometría destacamos el ahorro en costes, gracias a las TIC, ya que resulta la solución más productiva, económica y segura. Os detallamos, a continuación, los beneficios principales que ofrecen los audiómetros digitales:

1. Facilidad de uso

La sencillez de la interfaz es importante para que se pueda llegar a utilizar el dispositivo de manera intuitiva. La tecnología ha permitido la proliferación de equipos portátiles y pantallas táctiles que facilitan esta característica.

2. Conectividad

La conexión USB y las redes sean locales o de área extendida como Internet (vía Ethernet o Wifi) posibilitan enlazar con la mayoría de dispositivos e impresoras. La integración de datos permite disponer de los datos en todos los sistemas de gestión de salud.

La realización de teleaudiometrías sería posible si contáramos con un protocolo de control remoto, de este modo se podría llegar a realizar una audiometría sin la necesidad de que paciente y profesional se encontraran en el mismo sitio físico, evitando desplazamientos.

3. Seguro y fiable

El dispositivo debería contar con un sistema de calibración remota que permita un ahorro de tiempo y costes de mantenimiento. Esta calibración se realizaría de manera independiente al audiómetro, de esta manera se evitaría el cese de la actividad diaria del centro auditivo.

4. Productividad y Transformación digital

Con los audiómetros digitales podremos exportar datos en los formatos más comunes (Pdf, Xml y Csv) de manera rápida y sencilla. A la vez que se facilita el intercambio de datos entre profesionales y centros o integrándolos directamente en servicios de historia médica electrónica.

5. Compacto y ergonómico

Se caracteriza por ser de peso ligero y tamaño similar al de una tableta. Para garantizar su movilidad debería contar con batería integrada para no tener que depender de la corriente eléctrica. Siguiendo los principios de ergonomía se consigue incrementar su comodidad y usabilidad con el fin de mejorar el servicio.

Audixi 10 el audiómetro digital IoT de Kiversal

El audiómetro digital, Audixi 10, cuenta con todas las cualidades técnicas descritas anteriormente. Además, incorpora un nuevo sistema de calibración metrológica instantánea patentado (permitiendo estar el 100% del tiempo operativo, reduciendo a su vez los costes de mantenimiento) convirtiéndolo en un audiómetro único e innovador en el mercado.

Esperamos que este post acerca de los audiómetros digitales te haya sido de interés! 🙂

Deja un comentario

× ¿Necesitas ayuda?